Huella de carbono en México

Portada » Construcción Sostenible » Huella de carbono en México

En nuestro artículo previo sobre Huella de Carbono, explicamos a detalle su significado, implicancias y la fórmula para calcularlo. Además, de nombrar algunas de las grandes compañías que estaban haciendo esfuerzos para ser Carbon Zero gracias a la medición de la huella de carbono. En este artículo hablaremos sobre la huella de carbono en México y las acciones de descarbonización en dicho país. 

Emisiones de CO₂ en México 

En la industria eléctrica de México, el país se encuentra en la posición 109 en cuanto a las emisiones per cápita de CO₂. La emisión de CO₂ es de solo 0.84 toneladas por persona en México. En términos de fuentes de generación, aproximadamente el 29% de la electricidad proviene de fuentes renovables, mientras que el 59% se obtiene a través del uso de gas durante la transición energética.

Acciones de descarbonización en México

        • México cuenta con una Ley General de Cambio Climático, creada en 2012 y reformada en 2018, para establecer la figura de la «Contribución Determinada a nivel Nacional (NDC)» y su compromiso con el conjunto de objetivos y metas, asumidas por México, en el marco del Acuerdo de París, en materia de mitigación y adaptación al cambio climático.
        • En la actualización de la NDC, se estimó que México emitió 804 millones de toneladas de bióxido de carbono equivalente (MtCO2e) de Gases de Efecto Invernadero en 2020, que representaron cerca del 1.3% de las emisiones globales. Habría que esperar la estimación final que considere de forma íntegra los efectos de la pandemia por COVID-19.
        • México estableció dos metas en el componente de mitigación en su NDC actualizada a 2020: 1) reducir las emisiones nacionales de Gases de Efecto Invernadero en un 22% a 2030 en el caso “no condicionado” y en 36% en el caso “condicionado”, y 2) reducir las emisiones de carbono negro en un 52% a 2030 en el caso “no condicionado” y en 70% en el caso “condicionado”.
        • En 2020, y para los próximos 10 años, la actividad de transporte es, y continuará siendo, el sector que produce más Gases de Efecto Invernadero en México, con alrededor de una cuarta parte del total.
        • Actualmente, se discute en el Congreso una propuesta de reforma constitucional que podría llevar a privilegiar medios de producción de electricidad más contaminantes, como las termoeléctricas, y que afectarían fuentes más limpias y sostenibles, como la solar y la eólica, lo que hace aún menos probable la consecución de la NDC de México.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si quieres recibir este ebook, ¡suscríbete!

Para Leaf, tu privacidad es fundamental. Por eso, utilizamos los datos que nos proporcionas para acercarte novedades e información relevante. Al descargar, muestras tu conformidad con ello. Puedes cancelar tu suscripción en cualquier momento.

Artículos Relacionados

Iluminado inteligente

La implementación de sistemas de gestión de servicios en entornos urbanos, como el alumbrado inteligente, que incorporan innovaciones tecnológicas, impacta en diversos aspectos, desde el

Leer Más »

Oportunidades de financiamiento para la construcción sostenible en América Latina